Archivo de la etiqueta: taiwán

Democracia sí, democracia no

El otro día os comentaba el interesante artículo de Enrique Fanjul en El País, el cual venía a decir que la democracia ya ha comenzado en China, que será un proceso lento y gradual, y que será dirigido por el Partido Comunista Chino.

Hoy le he comentado todas estas cosas a una amiga china, Xiao Mao, estudiante de último año de Filología China y originaria de la provincia de Yunnan. Xiao Mao se ha mostrado bastante escéptica respecto a una transformación democrática en China. Incluso cuando le he preguntado si sería posible en 30 años, me ha respondido con un categórico “no”. Según ella, hay tres factores que harían imposible la democracia en China:

1 – China es diferente. Las tradiciones democráticas occidentales son producto de su cultura, responden a una forma de vivir y de pensar que no se corresponden con la naturaleza china. Es uno de los argumentos más defendidos por las autoridades chinas (“la especificidad china”, “los valores asiáticos”, “el relativismo cultural”…). China, otra cultura, no tiene porque adoptar como sistema político un modelo que no le es propio.

2 – Desestabilización, caos. Un país tan grande como China, con 1.300 millones de habitantes, 55 minorías étnicas, problemas como el del Tibet o Xinjiang, etc… necesita de un poder fuerte, de alguien que ponga orden y concierto. La democracia, el debate y la alternancia política traerían desestabilización económica y política y harían que el país se partiera en mil pedazos. Un país tan grande y complejo como China no podría funcionar en democracia.

3 – Falta nivel cultural. Es una de las respuestas que más he escuchado en China y que más me sorprende cada vez que la oigo: “la gente no tiene cultura para votar”. Esto no quiere decir que no estén acostumbrados al sistema democrático, sino que no conocen los temas de política, economía y sociedad, y por lo tanto no deberían opinar. ¿Cómo van a elegir al Gobierno los incultos que viven en el campo y que ni siquiera terminaron el instituto?

Estas opiniones las he escuchado repetidamente en China, aunque lo que más me ha sorprendido ha sido que una estudiante universitaria como Xiao Mao, que se muere por viajar al extranjero, es muy abierta y bastante rebelde, ni siquiera pueda imaginar un cambio político en China de aquí a 30 años.

Bajo mi punto de vista, la idea de que China, por su historia y cultura, no puede desarrollar un sistema democrático me suena a excusa barata. Sin citar otras democracias asiáticas como Japón o Corea, Taiwán (con un sistema multipartidista desde los 90) es un buen ejemplo de que la cultura china y la democracia no están reñidas. Por supuesto que China es diferente y que los sistemas políticos son consecuencia de sus sociedades; pero la cultura china no tiene porque ser por sistema antidemocrática.

El segundo argumento siempre me recuerda al “España se rompe” tan escuchado en otras latitudes, aunque tal vez sea más correcto cambiar de escala: India. La denominada mayor democracia del mundo ha crecido en las últimas décadas casi tanto como la China. La ecuación “régimen de partido único = desarrollo económico” no tiene por que ser cierta. Se me ocurre, además, que una democracia china fuerte sería mucho más capaz de lidiar con problemas como los del Tibet, Xinjiang o Taiwán.

El tercer punto, que casi parece defender la idea de aristocracia de Platón, me parece que parte de una ingenuidad: la de pensar que en los sistemas democráticos occidentales la gente es súper inteligente, se preocupa por la política y sabe lo que vota. La realidad es muy distinta de esta idea de ciudadano modelo. Además, es casi seguro que en 30 años el nivel de educación en China será muchísimo más elevado que el actual.  

De todos modos, yo creo que, a la hora de plantearse esta cuestión, la mayoría de la población se la plantea de otra forma: ¿viviríamos mejor con un sistema democrático? ¿se solucionarían problemas como el paro, la pobreza rural, la protección del medio ambiente, las expropiaciones, la corrupción o la sanidad?

¿Qué opináis vosotros?

[Por cierto, que en la discusión con mi amiga Xiao Mao, acordamos que cuando nos referíamos a democracia queríamos decir la posibilidad de que otros partidos políticos pudieran gobernar el país]

Anuncios

4 comentarios

Archivado bajo Asia, China, democracia en China

La maldita “r” española

A la hora de aprender español, uno de los mayores problemas para los chinos (y muchos otros extranjeros) es la pronunciación de la “r” española. Decir palabras tan simples para nosotros como “ratón”, “perro” o “alrededor” son un reto para muchos chinos. Una amiga china me comentó que en clase de español casi todos tenían nombres donde había alguna “r”. De esta forma tenían que practicarla todos los días cada vez que decían su nombre o el de sus compañeros.

Cuando estuve en Taiwán (viaje del que finalmente no he podido hablar todo lo que me hubiera gustado) me encontré con mi vieja amiga Kelly. Cuando la conocí en Canadá hace tres años comenzó a estudiar español y desde entonces estaba obsesionada con la “r” española. Cuando estuve en Taipei, Kelly no paró de practicar su “r” española conmigo e incluso intentó extender la moda a su familia. Tanto fue así, que me vi en la obligación de aprenderles un trabalenguas: el clásico “tres tristes tigres”. Este fue el resultado:

Deja un comentario

Archivado bajo chino, humor, taiwán

Taiwán quiere ser Kosovo

Como sabéis, Kosovo ha declarado unilateralmente su independencia, sin el acuerdo con Serbia y sin el respaldo de Naciones Unidas. Mientras países de tanto peso como Estados Unidos,Francia, Alemania o Reunido Unido han reconocido desde el primer día este nuevo estado en Europa, otros países como Rusia o España consideran la separación ilegal. ¿Y qué ha hecho China? ¿Dónde se ha situado el gigante asiático?

Al igual que en España (aunque con muchísimas diferencias), China también tiene distintos grupos que reclaman más autonomía o directamente la independencia, entre ellos Xinjiang o el Tibet. El tema es siempre peliagudo en China, puesto que la unidad del Imperio fue una obsesión durante siglos, y las diferencias en un país tan grande son abismales (decenas de lenguas diferentes, etnias, religiones…). Por eso, cada vez que se habla de un nuevo estado o del derecho a la autodeterminación, China se opone y se echa las manos a la cabeza. Por todo esto, Pekín se ha opuesto frontalmente al reconocimiento de Kosovo.

Dentro de la política china, Kosovo también es un mal ejemplo para la situación en Taiwán. Aunque las situaciones son muy diferentes, China no quiere que Taiwán declare oficialmente su independencia y se convierta en un estado independiente. Cuando China dice “no” a Kosovo está mirando de reojo a Taiwán. Nada de declaraciones de independencia unilaterales, nada de saltarse a la ONU y nada de nuevos estados independientes.

Taiwán, por su parte, no ha perdido el tiempo y ha reconocido inmediatamente la independencia de Kosovo. Taipei se ha alegrado por “la liberación del pueblo kosovar y el derecho a la autodeterminación”, tal vez tomando nota para cuando llegue su hora. Aunque, de hecho, este acontecimiento nos vuelve a mostrar el mayor punto débil de Taiwán: la falta de reconocimiento internacional (ninguno de los grandes apoyaría a Taipei en una proclamación de independencia semejante).

Hablaremos de ello más adelante porque el próximo mes hay elecciones en Taiwán y me he traído muchas historias que contar de Taipei, pero lo cierto es que cada movimiento internacional suele traer un pequeño enfrentamiento entre China y Taiwán. Mientras tanto, tal vez Taiwán pueda ganar un nuevo aliado en su lucha diplomática: Kosovo, que probablemente establezca relaciones diplomáticas con la isla.

1 comentario

Archivado bajo taiwán

Viaje al sur

Se acabaron los exámenes en la Universidad y es tiempo para un nuevo viaje. Tenemos tanta suerte que nos han dado cinco semanas de vacaciones, así que durante todo este tiempo el blog estará menos activo de lo habitual. Aún así, he programado algunas cosillas que iré publicando durante las próximas semanas.

Como hace tanto frío en Pekín, me dirijo hacia el sur de China. Estaré por la provincia de Guangdong (Guangzhou, Shenzhen…), luego viajaré hasta Taiwán, despúes visitaré Hong-Kong y también probablemente Macao. Lo cierto es que el objetivo es un poco conocer la China que no es China, es decir, regiones que han tenido una evolución histórica muchas veces distinta a la de la China central, con costumbres diferentes, otras lenguas… Ciudades como Hong-Kong y Macao son un buen ejemplo de estas diferencias y Taiwán (estado independiente de facto) todavía mucho más. En fin, como periodista el tema de Taiwán me parece fascinante (¿provincia china? ¿estado definitivamente independiente?¿condenado a vivir en el limbo de las relaciones internacionales?).

A la vuelta hablaremos de todo esto.

[Por cierto, viajaré haciendo Couchsurfing, una experiencia que recomiendo a todo el mundo. Es una página web en la que la gente te ofrece su alojamiento, guía y ayuda de forma totalmente gratuita]

4 comentarios

Archivado bajo Viaje a China, viajes