LE PEN VUELVE A LA CARGA

Había mantenido una campaña con un perfil bajo (si es que eso es posible tratándose de este hombre) e incluso inclinándose al centro, pero Le Pen ha vuelto cómo es él, siempre auténtico. Después de calificar los atentados del 11-s como un “incidente”, ha presentando un programa basado en la prioridad nacional y el cierre de las fronteras.

De todos modos, no conviene quedarse ahí: si Le Pen fue el segundo hombre más votado en 2002 es porque mucha gente está de acuerdo con su visión de las cosas. Le Pen es un hombre inteligente y defiende su política con argumentos. De hecho, a muchos de los demás candidatos no les hace gracia enfrentarse a él en un debate, puesto que el líder del Frente Nacional es especialmente hábil a la hora de darle la vuelta a las opiniones de los demás. Detrás de esas políticas contrarias a la inmigración y esa defensa de lo francés, Le Pen tiene un retórica, unas cifras y unas ideas que en muchos casos comparten millones de ciudadanos.

Le Pen obtiene fuerza gracias a la crisis económica francesa, el miedo a la globalización y el nacionalismo francés. Todo el mundo sabe que cuando las cosas están jodidas en casa a nadie le hace gracia “que otros” venga a “robarles” sus puestos de trabajo, y que colar tendencias políticas extremas es mucho más fácil. Esta crisis económica, esta casi depresión francesa (que alcanza a todas las parcelas de la sociedad), es la principal causa del voto Le Pen.

Más en Bottup

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo elecciones Francia 2007, Le Pen

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s